Noticias

Ferias: circulo virtuoso

Ferias: circulo virtuoso - Revista EventosHace muchos siglos en el antiguo Egipto, en la cultura greco-romana las transacciones comerciales, es decir, tener un punto de encuentro entre oferta y demanda dio origen a las ferias. Más tarde estas plataformas comerciales sumaron su valor como instancias para dar a conocer nuevas tecnologías, avances y tendencias. En la actualidad, a pesar de que la cultura online lo ha transformado todo, la industria ferial sigue saludable y vigente.

“Las ferias son la mejor herramienta de marketing disponible y un excelente escenario para la innovación y el conocimiento. Son plataformas donde las industrias se desarrollan; de educación, networking y donde el contacto cara a cara genera negocios”, dice Ana Maria Arango, directora de UFI (The Global Association of the Exhibition Industry) para América Latina. La ejecutiva explica que el sector al que representa da una rentabilidad extraordinaria en la inversión: por cada dólar invertido por el expositor, este se convierte en US$2 por los acuerdos generados durante la feria y en US$8 por los negocios cerrados en etapas posteriores al evento. De todo lo anterior, se desprende la condición dinamizadora de la economía en los destinos donde estos eventos se efectúan. Por ello Arango hace un llamado a los recintos feriales y centros de convenciones a generar sus propias ferias.

Las cifras arrojadas por el reciente estudio realizado por UFI, el primero que refleja la realidad mundial de la industria, sustentan las declaraciones de su directora para Latinoamérica. El trabajo encargado a Oxford Economics tomó para su investigación un universo de 32.000 ferias, que convocaron a cerca de 5 millones de expositores y 303 millones de visitantes, en más de 180 países.

Las exhibiciones consideradas tuvieron un impacto económico directo de más de US$137 billones (gastos de expositores, visitantes y otros relacionados con la exhibición misma), aportaron US$81 billones en el PIB de sus países, con la generación de 1.3 millones de trabajos directos. En cuanto al impacto global -directo e indirecto-este llegó a US$198 billones en el PIB de los países. El aporte global de la industria (US$ 198 billones) estaría en el lugar 56 del ranking mundial de las economías de los países, por sobre Hungría y Kuwait.

Refiriéndose al gran aporte de las ferias en las economías locales, Ricardo Pantoja, CEO de la empresa Forma, con 42 años en la industria, comenta: “en China se hacen alrededor de 30 ciudades al año, y lo primero que cuenta en la planificación urbana es un centro de exposiciones, el cual es un punto de encuentro ya sea cultural, artístico y ferial. Otro ejemplo es Exponor que se realiza en Antofagasta, la cual congrega a 5.000 visitantes extranjeros de un total de 40.000, si se consideran los ingresos que ellos dejan a la ciudad estos son superiores a muchos congresos y convenciones”.

Comparando el impacto de las ferias en las economías locales entre los distintos continentes, Norteamérica se sitúa en el primer lugar, generando un total de US$60 billones, seguido por Europa con US$46.7 billones. Sin embargo, Europa está en el primer lugar de visitantes que captaron sus ferias el 2018, con 112 millones, seguido de Norteamérica con 91.2 visitantes. Las ferias realizadas en Sudamérica y América Central congregaron a 9.9 millones de visitas.

La distancia de los destinos de ferias respecto a los principales mercados es un factor muy importante al considerar la magnitud e impacto de la exhibición. En el caso de Chile, país bastante alejado de las regiones mundiales más prósperas, su distancia es un desafío gigantesco en la industria ferial. Según Francisco Sotomayor, gerente general de Fisa-GLevents: “uno de los grandes temas es cómo internacionalizar el escenario de ferias local, ya que si hablamos de convertir a Santiago y Chile en el hub para Latinoamérica la distancia no nos favorece en comparación con países como Panamá o Colombia, por ejemplo. La tasa de visitantes que nosotros tenemos en ferias internacionales no es tan elevada como la de otros países que están en el Caribe o Europa. Es un factor exógeno al rubro y que es intrínseco a estar en Chile. Latinoamérica, por ser tan una región tan extensa, hace difícil tener grandes eventos internacionales y es un aspecto que dificulta a esta actividad. Expomin, una de las mayores ferias del país, atrae entre 6.000 y 8.000 visitantes extranjeros y si se compara con Europa o el Caribe, es un número pequeño”.

Desafíos abordables
La ubicación geográfica del país o la ciudad sede es imposible de modificar, pero sí es factible de abordar otro de los grandes desafíos de la industria ferial del país, según la visión de la compañía que representa Francisco Sotomayor: “se echa de menos mayor asociatividad al interior de los sectores productivos, lo cual hace que en Chile tengamos varias ferias pequeñas porque cada uno hace algo muy segmentado, lo que claramente va en desmedro de algunos rubros. Sería mentir decir que a un sector no le hace bien una gran feria. Es el caso de una feria tan grande como Expomin que beneficia a toda actividad minera, pues logra visibilidad internacional. En este evento hay una gama muy amplia de proveedores de la actividad minera. Una feria debiera reunir a toda la cadena de valor de un sector, eso lo hace diferente de cualquier otra plataforma, porque dudo que haya otro espacio donde estén presentes los reguladores, fiscalizadores, los promotores, inversionistas, compradores y proveedores de un sector. Otro principio básico de las ferias es que nunca todos los participantes obtienen el mismo nivel de satisfacción. En definitiva, estimo que haciendo ferias más grandes podemos lograr posicionamientos más robustos de nuestros sectores a nivel internacional, que en última instancia es un objetivo prioritario, teniendo en cuenta la lejanía de nuestro país”.

La segmentación de muchos sectores productivos y de servicios es una situación perjudicial para esa actividad económica y para la industria ferial. Tampoco se condice con el hecho de que Chile es pionero en esta actividad en Latinoamérica, con la realización de la 1ª Expo Agrícola, Ganadera e Internacional organizada por la Sociedad Nacional de Agricultura. Es decir, un gremio aglutina a su sector para la realización de esta gran muestra convocante de los diversos actores. Esto fue en el año 1869.

Justamente a la génesis de carácter exclusivamente privado de la actividad ferial en el país se refiere Sergio Gutiérrez, gerente general de Espacio Riesco, para destacar la diferencia entre la realidad nacional y la de otros países de la región, aún de nuestros vecinos:” partimos con FISA, siendo privados, lo que significa que no contábamos con recursos del Estado, que es lo mismo que ocurre hoy, aunque somos un potenciador de negocios de gran calibre. Hay países, como España, que estiman que la actividad ferial es generadora del 6 o 7% del PIB. La diferencia es que, en Europa, en Estados Unidos, Asia e incluso en Argentina o Bolivia los principales actores de la industria son entidades públicas que miden sólo la rentabilidad social, por lo cual no tienen la presión del privado que mide la rentabilidad del negocio aparte de entregar sinergias a la economía del país, lo que no es entendida por la autoridad”, explica Gutiérrez, también director-tesorero de AFIDA, Asociación Internacional de Ferias de América y quien realizó una completa presentación de la realidad ferial nacional en el marco del 14º Congreso UNIFIB (Unión Internacional de Ferias Iberoamericanas) y el 60º Congreso AFIDA , de abril de este año.

Pese a las condiciones desfavorables bajo las cuales operan la mayoría de los recintos feriales y de convenciones del planeta, este recinto fue destacado entre los 3 mejores Centros de Convenciones de Latinoamérica por la revista Latinamerica Meetings, en atención a su alta capacidad en infraestructura, servicio, ubicación y aporte a la industria ferial de Latinoamérica. Y es que Espacio Riesco se ha sabido reinventar para consolidarse en la actividad ferial y de convenciones, bajo la visión de crear ferias en los modelos de asociatividad, en alianza y propios.” Porque mirando la industria en otros países, observamos que son más resilientes que nosotros a los vaivenes de la economía pues son dueños de sus propios productos feriales; crean de acuerdo a la realidad de sus propios mercados. Hemos redoblado esfuerzos en términos de capacidad humana y financiera para poner nuestro recinto a disposición de la ciudadanía, para lograr cierto nivel de reconocimiento acerca de nuestro apostolado desde el punto de vista de crecer y dinamizar la industria de las ferias tanto en Santiago como en el país”, expresa Sergio Gutiérrez.

En cuanto a sus desafíos más inmediatos, el gerente general de Espacio Riesco aclara que estos se refieren a consolidar las ferias ya creadas, en el marco de la situación país, producto de la realidad mundial que ha obligado a ajustar presupuestos por parte de varias empresas, clientes del centro de convenciones. En cuanto a proyecciones, la idea es crear un portafolio de dos o tres ferias más.

Por su parte, José Miguel Sotoluque, director ejecutivo de Interexpo comenta acerca de la situación de la industria hoy: “si bien se ha notado una leve baja en la facturación y en mts2 en este primer semestre 2019, lo que viene está en muy buen pie, existiendo espacios para la creación de nuevos conceptos feriales, algunos para este año y la mayoría ya en etapa de ejecución para el 2020, donde la creatividad y las nuevas propuestas de experiencias para los visitantes y expositores son la clave para su éxito. Automóviles, Ciudades Inteligentes, Festivales Gastronómicos, Feria de Deporte, Feria Outdoor, Turismo, Seguridad y Tecnología, son algunos de nuestros productos que se están lanzando prontamente”.

Sotoluque también anuncia que la llegada de la Smart City Expo World Congress de la mano de Fira Barcelona, entidad que representa, en conjunto con la Corporación de Desarrollo Territorial y Turismo RM y Corfo, ya con paso firme para mayo del 2020, confirman el interés de corporaciones internacionales en desarrollar Congresos-Expos en Santiago de Chile y un futuro promisorio en alianzas público-privadas locales y de fuera del país. Ferias de Interexpo, como Expodent y Expo Mercado Público, también han sido altamente demandadas no solo por empresas, sino también por Organizadores Feriales extranjeros que ven en sus salones una buena herramienta para entregar mayores servicios a sus expositores cautivos, ha manifestado el ejecutivo.

Tecnología, sustentabilidad e inclusión
La integración completa de la tecnología y el big data, el cuidado del lado más experiencial junto a la incorporación de tendencias de sustentabilidad, inclusión y promoción de la igualdad de género, son condiciones que ha debido hacer suyas la actividad ferial.

Francisco Sotomayor, de Fisa-GLevents, indica: “como grupo a nivel mundial tenemos tres pilares que nos definen y que van más allá de las exigencias legales de cada destino. Son ‘think green’,’think local’ y ‘think people’. ‘Think green’ nos concierne no solo como organizadores feriales, sino como proveedores de servicios y administradores de recintos, estamos permanentemente con políticas de reducción en el uso de agua, de reciclaje de los materiales, rotación de activos, uso de materiales sustentables. ‘Think local’ apunta a la preferencia por proveedores locales por sobre el resto y ‘think people’ son políticas destinadas a promover la multi culturalidad. Esos son estándares que marcan a grupos que cotizan en el mercado financiero, donde se mide por ir un paso adelante en términos de ética y de estar a la vanguardia en temas que preocupan al mundo”.

En lo que, respecta a tendencias en el diseño y presentación, las innovaciones van por el lado de la sustentabilidad. Así lo hace ver Mauricio Bobadilla, director de B&B Espacios Dinámicos, empresa de servicios de diseño, fabricación, instalación y desinstalación:” los cambios más sustanciales, van por el lado de cómo se trabajan las ferias y exhibiciones en términos de huella de carbono, de reciclar materiales. Hay empresas clientes nuestros -como Fisa GLevents- que le están dando mucha importancia, por ejemplo, a los puntos limpios dentro de un evento. La Estación Mapocho está intentando eliminar de sus exhibiciones stands realizados en carpintería o que utilicen soldaduras y pinturas, sino que está tratando que estos sean modulares, lo que ayuda a la reutilización de materiales. Son stands que tienen mucho menor impacto”.

B&B Espacios Dinámicos tiene en su esencia la sustentabilidad, reciclando todo. Aún cuando algunos materiales de planchas de PVC no son reciclables, se trabaja conjuntamente con la empresa Eco-Lógica en la reutilización de las placas, pues se pueden convertir en chips y usar como combustible. En cuanto a costos, las empresas que trabajan con políticas de reciclaje no gastan más en sus procesos, pues los materiales son reutilizables. En B&B usan planchas de PVC, acrílicos y policarbonato y sus estructuras son las mismas desde el comienzo de la empresa hace 9 años. No utilizan pinturas, maderas en su mínima expresión, salvo para hacer cubiertas que se vuelven a usar por años.

“En la industria, somos pocas las empresas que trabajamos full con sistemas sustentables, pero somos muy eficientes, por lo cual hay un porcentaje importante de exhibiciones que están hechas bajo estos criterios”, explica Bobadilla.

La sostenibilidad es un factor donde Latinoamérica ha tenido grandes avances, según comenta Ana María Arango. “Tenemos centros de convenciones como el de Cartagena de Indias en el cual disponen de paneles solares, manejo de basuras y de desechos. Asimismo, La Rural de Buenos Aires y Expo Guadalajara, por nombrar a algunos, son recintos que tienen como pilar la sostenibilidad”, concluye la directora de UFI.

Fuente: Revista Eventos #38

Leer más noticias

Alianzas Estratégicas
valparaiso cbSCBVisit Puerto VarasSanta Cruz Convention BoureauAgrupación de Burós de Convenciones de ChileConventions and Visitors BureausCocalFiexpoHoteleros de ChileAmerica Expo Group